17 enero 2009

Terrorismo

Los odiaba.
Creía realmente que eran un cáncer
y asentía cuando el presidente
aplastaba aquellos insectos delante del micrófono.
Todo iba mal por su culpa.
Ella misma habría querido hacerlo,
aplastarlos con la escoba
o ahogarlos con la cisterna del váter.
Por eso invocó a Dios delante del noticiero
cuando aquel miliciano palestino le pareció tan hermoso.


El poema "Terrorismo" es uno de los poemas originalmente publicados en gallego en el libro Ningún cisne, de 1989. La traducción es mía. Todo lo demás es, cómo no, del gran Manuel Rivas. 


Y diecinueve años después: 



Los espectadores de esta televisión, como la gran mayoría de israelíes manipulados, estarán tan llenos de odio contra los terroristas que desean aplastarlos con la escoba y ahogarlos con la cisterna del váter. De pronto, se encuentran con la verdad de un médico que ya no puede llamarse padre. 

La verdad les hará libres. Que esa verdad llegue, cuanto antes, a sus ojos. 

1 comentario:

ana dijo...

Grande Manuel Rivas, como siempre. El vídeo es brutal... Me alegro de leerte otra vez! :-)